viernes, 1 de agosto de 2008

SABOTEADOR Y CÉLULA EN APÓPTOSIS EGOISTA-ALTRUISTA

SABOTEADOR: La figura del saboteador es la que más cerca está de la capacidad de supervivencia. Allí asientan los temores a no tener dinero para subsistir, a no ser capaz para ejercer una profesión, a no tener pensamientos adecuados, a no poder ser nunca feliz. Su manifestación mayor es su temor a introducir cambios y cuando esta figura se encuentra en las secciones que expresan las articulaciones provocan una gran rigidez articular. El saboteador tiene una íntima relación con el arquetipo celular de la apoptosis y el trabajo de ambos con visualizaciones y estrategias bio-psicológicas es de gran ayuda.


CÉLULA EN APOPTOSIS EGOISTA-ALTRUISTA: La célula decide suicidarse para "salvarse" a sí mismo o a los otros. Se hace la peor de las trampas viendo solo el obstáculo que lo lleva a la inmovilidad.
Aqui están las atrofias, las distrofias y las parálisis. La propuesta somatopsíquica es salir de esa trampa. Todo lo que sea movimiento y cambio nos permitirá enfrentar el obstáculo de otra forma. Abrazar a la persona ya es una forma de sacarlo de la trampa. Acompañarlo, guiarlo, ser un buen médico, son maneras de expresarle que hay una posibilidad distinta a la que la célula ha planteado. Bailar, viajar, "que todo vuelva a caminar". Debe confrontarse con "la magia" del cambio.


Tomado del libro "La lupa de la Nueva Medicina" del Dr. Fernando Callejón.

No hay comentarios: